Compartir esta notícia:
Share on linkedin
Linkedin
Share on twitter
Twitter
Share on email
Email
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Robots VS Cobots: ventajas y desventajas

Cellro es un proveedor de robots de carga, también conocidos como robots industriales. La elección de centrarse en esta solución de automatización específica fue, en su momento, parte de la estrategia. Sin embargo, a veces, los cobots se seleccionan para aplicaciones de mecanizado en la industria metalmecánica dónde realmente un robot de carga sería una solución más acertada. 

Los cobots pueden ser una excelente opción en ciertas circunstancias, pero en este artículo, os mostraremos por qué Cellro cree que los robots de carga son más beneficiosos que los cobots en aplicaciones del sector del mecanizado.

¿Qué es un cobot?

Un cobot, también llamado co-robot o robot colaborativo, es un robot diseñado para trabajar con personas. La diferencia con los robots de carga es que estos generalmente están diseñados para funcionar automáticamente de manera independiente. El propósito de un cobot es apoyar el trabajo de los operadores de máquinas, por ejemplo, transportar o sujetar un producto. A diferencia del proceso realizado por los robots de carga, la acción humana sigue siendo una parte esencial de este proceso. Originalmente, los cobots estaban destinados a la interacción física directa entre el hombre y la máquina.

Cobots VS robots de carga

Flexibilidad
Hay una serie de diferencias fundamentales entre cobots y robots de carga. La mayor diferencia está en el software operativo. Un robot de carga es un sistema universal, lo que significa que el software se centra en automatizar cada proceso de mecanizado. Generalmente se piensa que los cobots son más simples de operar; sin embargo, el funcionamiento de los
cobots conlleva una desventaja importante porque el sistema no es de autoaprendizaje. Esto significa que muchas tareas repetidas que debe realizar el cobot deben ingresarse una y otra vez. El sistema es simple, pero no inteligente.

Los robots de carga, por otro lado, son universales, están equipados con todas las funcionalidades necesarias y son conocidos por su flexibilidad y software fácil de usar. Los robots de carga también tienen una configuración simple de posicionado en cuadrícula (inlay) y un sistema de pinzas que permite que la mano del robot se ajusten al producto a mecanizar.

Almacenamiento y manejo del producto
Otra diferencia es la capacidad de almacenamiento. Los robots de carga tienen suficiente almacenamiento inteligente y espacioso, mientras que con los cobots esto a menudo se limita a una sola mesa o capa. La mayor diferencia en términos de manejo del producto es la velocidad. Los robots de carga funcionan mucho más rápido. Esto se debe a razones de
seguridad: un cobot tiene que trabajar más lento para evitar situaciones peligrosas para las personas que trabajan con él.
Un robot de carga como Xcelerate trabaja dentro de una zona de seguridad para garantizar una distancia segura entre el hombre y la máquina, trabajando de este modo, a mayor velocidad.

Eficiencia y continuidad
Los robots de carga están construidos con componentes de alta calidad y, por lo tanto, son más adecuados para la producción de 24 horas que los cobots. Un robot de carga también es más resistente a la suciedad; lo que significa que puede funcionar durante mucho tiempo en entornos sucios.

Integridad y funcionalidad
Un cobot es una máquina independiente. Esto significa que partes como una unidad de carga o las pinzas no vienen de serie. En otras palabras: se deben agregar componentes adicionales para hacer que un cobot sea un sistema completamente operativo. Un robot de carga, por el contrario, es una célula completamente funcional. Es una simple cuestión de “plug and play ” .

Precio
El precio de compra de un cobot es más bajo que el precio de compra de un sistema de carga. Pero, como hemos comentado anteriormente, se requieren componentes adicionales para convertir un cobot en un sistema completo, aumentando entonces el precio hasta llegar a superar los precios de un sistema de carga.

 

Conclusión

En resumen, los siguientes factores juegan un papel clave en la comparación entre cobots y robots de carga:

Robustez: los robots de carga tienen una vida útil más larga que los cobots.
Velocidad: actualmente, un cobot no debe acelerar más rápido de 250 mm por segundo, mientras que la velocidad máxima de un robot de carga es cuatro veces superior.
Seguridad: cuando se trabaja con productos afilados, pueden surgir situaciones peligrosas cuando trabaja un cobot; un robot de carga funciona con una zona de seguridad estándar.
Flexibilidad y capacidad de almacenamiento: un robot de carga es un sistema universal y completo; un cobot es un robot completo pero no es expandible y tiene una capacidad de almacenamiento limitada.
Relación precio-funcionalidad: una diferencia limitada en el precio, pero una diferencia significativa en las funcionalidades.
Peso: un cobot estándar no puede levantar más de quince kilos, mientras que los robots de carga pueden levantar varios cientos de kilos
Eficiencia: un cambio de pinzas y el intercambio de fijaciones no son posibles con un cobot, lo que restringe severamente su flexibilidad y facilidad de uso.

En resumen, un cobot es especialmente adecuado como modelo básico de automatización para empresas que tienen poca experiencia con tecnología y robots y / o no tienen mucho para gastar. En algunos casos, es posible estar satisfecho con la menor eficiencia de la máquina del cobot y falta de funcionalidades, funcionalidades que un robot de carga podría ofrecer. Todo depende de cómo la empresa visualize su necesidad de automatización.

Sin embargo, las empresas en la industria del mecanizado a menudo cambian a un robot de carga tarde o temprano.

Jon Garcia de Vicuña
Comercial